.

Turistas afectados por huracanes, ¿quién responde?

Si planificas salir de la ciudad, la mejor manera de armar tu viaje tranquilo es agregando a tu lista de pendientes contratar un seguro de viaje para que cubra todos los improvistos que puedan surgir, incluso fenómenos naturales como los recientes Huracanes Irma o María, el cual no solo ha afectado a quienes residen en el Caribe, sino que también a muchos turistas que no estaban preparados para enfrentar un suceso de estas características.

Muchos de los que se encontraban de visita en las zonas afectadas, deben iniciar los trámites para regresar al país en forma individual, lo que además significa un gasto adicional que probablemente no estaba considerado en su presupuesto.

Por esta razón, te entregamos 6 tips para protegerte y sentirte seguro en un viaje, sobre todo cuando se hace con niños:

1-.Cobertura y materia asegurada: en el mercado de los seguros de viaje hay planes familiares e individuales, por lo que es preciso verificar y contratar el que mejor se ajuste a nuestras necesidades.

2-. Zona de cobertura: es necesario saber en qué países rige la póliza a contratar. Hay algunos seguros que no consideran el Espacio Schengen, área que comprende a 26 países europeos donde está garantizada la libre circulación de las personas.

3-. Montos de cobertura y topes: todos los beneficios y servicios incluidos en la póliza cuentan con requisitos y límites cuyo detalle se debe tener en cuenta al momento de contratar.

4-. Tiempo de cobertura: existen seguros que incluyen solo un viaje y otros que entregan cobertura por un determinado período de tiempo que van desde una semana hasta un año.

5-. Qué hacer en caso de enfermedad o accidente: es importante tener a mano los números de asistencia de la compañía, ya que ante cualquier emergencia se les debe informar inmediatamente para que puedan activarse los servicios ofertados. La asistencia autogenerada sin aviso puede no ser reembolsada.

6-. Exclusiones de la póliza: siempre es conveniente leer la póliza que se va a firmar y conocer cuáles son las prestaciones no incluidas en el contrato. Estas exclusiones pueden variar entre las compañías.